tve movistar+
Patrocinadores
Oficiales
65 Festival de San Sebastián
22/30 Septiembre 2017 - #65ssiff

cerrar
Rellena este formulario con tus datos para acceder a los contenidos reservados a usuarios registrados.
Pincha aquí
¿No recuerdas tu contraseña? Pincha aquí

cerrar


Aún no has validado tu email. Te hemos enviado un correo electrónico, debes pinchar el enlace adjunto para validar su cuenta.

Estás en: Portada > 66 Edición 2018  > Diario del Festival > Box en Irlanda
Diario del Festival » Muriel Box
Box en Irlanda
This Other Eden
Domingo, 23 de septiembre de 2018

This Other Eden, realizada en 1959, es una de las pocas películas que Muriel Box hizo sin su marido Sydney Box. También es la única, junto al cuento infantil The Piper’s Tune (1962), que se aparta de sus temas habituales en el contexto de la comedia y del melodrama. Muriel abandonaba pues lo que podríamos denominar su “zona de confort” para relatar una historia irlandesa que empieza como un drama y se tiñe de elementos de comedia. Lo arriesgado del asunto era cómo tratar en clave distendida y costumbrista la complejidad del conflicto irlandés.

La película arranca con el asesinato de un destacado miembro del IRA. Es una noche cerrada, en 1921, dos años después de comenzar la guerra de independencia. Varios soldados ingleses están apostados en la carretera con una ametralladora y lo acribillan. Aparecen los créditos. Pero después, el tono es el de una comedia ligera al narrar el encuentro en un tren entre un individuo inglés que se las da de experto en cultura gaélica y una chica irlandesa que viaja para visitar a su padre en una pequeña localidad. En la ciudad en cuestión está a punto de erigirse una estatua en honor de Jack Carberry, el hombre asesinado al principio. Han pasado casi cuarenta años, pero las heridas escuecen y muchas están sin cicatrizar. El hijo del militar que ordenó el asesinato se opone al homenaje.

En esta por otro lado apacible localidad, con bucólicos prados con caballos, baladas gaélicas y las fuerzas vivas del lugar jugando su papel –el sacerdote que esnifa rape, el sargento de policía, un periodista, el propietario del bar–, el conflicto nunca acaba de ser tenso. Existe, y Box lo aprovecha para reflejar las diferencias culturales, idiomáticas, sociales y económicas entre Irlanda del Norte y Gran Bretaña. Como en tantas otras comedias con fondo o trasfondo irlandés, This Other Eden muestra como una buena pinta de cerveza y un poco de cordura son suficientes para solucionar problemas, aunque estos sean bien hondos. Pasaría medio siglo hasta el desmantelamiento oficial del IRA y un principio de acuerdo de paz.

Pero lo cierto es que pocas películas se habían atrevido a tocar los conflictos relacionados con el Ejército Republicano Irlandés: en Hollywood, John Ford con El delator (1935). En Inglaterra, Carol Reed con Larga es la noche (1947). Y poco más. Un vacío inmenso –en siguientes décadas aumentaría considerablemente la filmografía sobre el tema: El largo viernes santo,Agenda oculta, Juego de lágrimas, En el nombre del padre, Michael Collins, The Boxer, Bloody Sunday, El viento que agita la cebada, Hunger– que Muriel Box llenó a su manera y con el plus de veracidad que le dieron un grupo de actores y actrices mayoritariamente dublineses, entre ellos los miembros de The Abbey Players. Es posible que el film le gustara a John Ford –quien dos años antes había rodado en Irlanda The Rising of the Moon y en 1952 había escenificado su pastoral El hombre tranquilo– por su tono desenfadado a la vez que profundo.

QUIM CASAS

 

Patrocinadores Oficiales:
Colaboradores Oficiales:
Instituciones Socias:
© Donostia Zinemaldia | Desarrollado por: Yo Miento Producciones

Esta web utiliza cookies propias y externas para ofrecerte una mejor experiencia como usuario. Más información Aceptar